Mike Napoli.

BOSTON - Como era de esperarse, el primera base Mike Napoli afrontó la agencia libre como un negocio. Pero desde un principio, el cañonero dejó en claro que su prioridad era permanecer con los Medias Rojas de Boston, equipo con el cual ganó la Serie Mundial este año, y así mismo fue.

Una semana después de acordar un contrato de dos años y US$32 millones, Napoli y los Patirrojos formalizaron el pacto el viernes.

"De hecho, hubo muchos equipos (interesados)", dijo Napoli. "No voy a entrar en detalles, pero hubo muchos equipos involucrados. Pero al final, todo se redujo (al hecho que) le había dicho a mi representante que quería regresar a Boston y jugar aquí. Pudimos llegar a un acuerdo".

Como muchos de los jugadores que el gerente general de Boston, Ben Cherington, firmó durante el invierno previo a la temporada del 2013, Napolí se acopló perfectamente a los Medias Rojas, tanto en el lineup como en el clubhouse.

Ahora Napoli podrá continuar dicha relación por al menos dos año más, brindándole protección en el lineup al dominicano David Ortiz y aportando una defensa sólida en la primera base.

Ganar la Serie Mundial fue la mejor experiencia que Napoli ha tenido en su carrera y la disfrutó al máximo. "Definitivamente me divertí después de la Serie Mundial", dijo Napoli. "Compartí con mi familia y mis amigos, los fanáticos y la gente de Boston. Lo disfruté mucho. Es algo que jamás olvidaré".

Pero eso no significa que Napoli se conformará. Ahora está más decidido a revivir esa experiencia en el 2014.

"Creo que después de pasar por esto, y ponerme a analizar y darme de cuenta de lo que sucedió, estoy más hambriento", manifestó Napoli. "Empecé a entrenar de nuevo y no veo la hora de volver al terreno y reunirme con mis compañeros y tratar de repetirlo".

Tras las complicaciones del invierno pasado, cuando un análisis de resonancia magnética reveló que Napoli padecía una necrosis en las caderas y su contrato de tres años fue reducido a uno, para el veterano fue un alivio que no hubiese problema alguno con su examen físico esta vez.

"Después de lo que pasé el año pasado, fue un alivio salir de esto y que fuera más fácil", dijo Napoli. "En resumidas cuentas, estoy contento de estar de regreso. Quería estar en un lugar donde mi sintiera a gusto y donde pudiera ganar".